40 años del Club Atletismo Scorpio 71

0
253

Los deportistas que en noviembre de 1971 decidieron fundar un club exclusivamente dedicado al atletismo en una ciudad como Zaragoza no creo que pudiesen imaginar la historia que han generado tras sus 40 primeros años de existencia. Ya es raro que un club de cualquier tipo dure cuatro décadas, pero que lo haga un club de atletismo que no está ni en Madrid ni en Barcelona es casi un milagro.
El miércoles 1 de febrero he tenido la suerte de visitar una exposición que recopila la andadura de este club zaragozano, jalonada de récords de España, medallas en campeonatos nacionales e internacionales y varias presencias en los Juegos Olímpicos. Figuras muy conocidas por los aficionados como Luisa Larraga, María José Poves o Toni Abadía forman parte actualmente de las filas del Scorpio 71, pero los 40 años de historia del club están llenos de nombres ilustres que son recordados en las salas del Museo de Historia de Zaragoza.
No he podido evitar emocionarme, literalmente, viendo las fotografías de aquellos héroes, no dudo en calificarlos así, que en una España subdesarrollada y en la que el único deporte que existía prácticamente era el fútbol y, además, en una ciudad de provincias, practicaban el auténtico deporte rey: chándales de medidas imposibles, patillas, barbas, pelos cardados, permanentes… se reparten por las dos primeras salas de la exposición. Uno ya tiene una edad y cuando ve imágenes de cierta época nota como le aflora la lagrimilla.
Es muy curioso ver, entre otras cosas, en una misma vitrina las últimas zapatillas de Adidas diseñadas para los velocistas de Londres 2012 y las que se calzaban hace cuatro décadas. Como juntar un transbordador espacial con el avión del Barón Rojo.
La tercera sala, la del presente y el futuro del club, es absolutamente espectacular: marcados en el suelo los casi nueve metros de Mike Powell, el récord del mundo de salto de longitud, te dejan pequeñín, pequeñín, y te acercan al esfuerzo brutal que deben realizar estos superhombres y supermujeres que, además de entrenar cinco días a la semana y competir un sexto, tienen que ir a trabajar para ganarse un sueldo que a la mayoría no les proporciona el atletismo y pagarse en muchas ocasiones más gastos de los que quisieran… Y que aun así, con lo complicado que es practicar atletismo de alto nivel en Aragón, han conseguido por primera vez en la historia del club tener a los dos equipos absolutos, masculino y femenino, en la máxima categoría nacional. En esta última sala también hay un hueco para la escuela del Scorpio 71, con unas cuantas fotos de críos que serán, ojalá, los campeones olímpicos de la próxima década.
Si os gusta el deporte no os podéis perder esta exposición. Termina el día 5 de febrero, os queda poco para ir pero os la recomiendo para este fin de semana. Os va a encantar.

Dejar respuesta