El libro de estilo de Abel Antón

0
244
Libro de Estilo

El doble campeón del mundo explica las reglas de oro para el Maratón de Zaragoza.

Libro de EstiloCarlos va a disputar su primer maratón. Su gran cita la tiene este domingo a partir de las nueve de la mañana en el Paseo Independencia. A este funcionario de 50 años le esperan 42 kilómetros y 195 metros por la capital aragonesa. A Carlos le gustaría bajar de las cuatro horas. Nadie mejor que Abel Antón, el doble campeón de maratón en Atenas y Sevilla, para darle a él y a muchos de los que van a correr el domingo la gran aventura deportiva de su vida. El soriano, que corre el domingo los cinco kilómetros solidarios, tiene 47 años, dirige la página web strands.com y tiene dos tiendas de deporte en Soria.

El primer consejo es que es recomendable hacer un reconocimiento médico antes del maratón. El fondista internacional indica que la planificación de un maratón para un no iniciado “debe ser de cuatro o cinco meses. Y un neófito ha de tener una base de un año”. Para bajar de las cuatro horas, Carlos ha realizado cinco tiradas de una duración de dos hora y cuarto. “Con eso es más que suficiente. La última a tres semanas del maratón”. Los ritmos serán medio minuto el mil más lentos que la competición. “Carlos ha corrido a 5.30 el kilómetro”. No es recomendable para un principiante realizar series o ritmo de competición. “Es mejor hacer cambios en las tiradas o series largas de más de dos o tres kilómetros. Muchos miles son agresivos”.

Las zapatillas

Las zapatillas para la competición son básicas. Antón explica que “se deben utilizar unas zapatillas usadas. Lo mismo con la ropa. Las zapatillas son de rodaje para un popular”, indica Antón. El uso del pulsómetro es fundamental. “En el rodaje hay que ir a unas 160 pulsaciones como mucho. En las series pueden llegar a 190 y en la competición tienen que saber cuál es su punto anaeróbico-aeróbico. Si es de 150 pulsaciones, no pueden pasar de este punto. Si lo sobrepasan, acumulan ácido láctico y se hundirán”. Carlos ha competido en el periodo preparatorio. “Ha tenido que correr un medio maratón tres semanas antes de la prueba”.

El soriano cree que la semana previa al maratón el fondista “debe llegar al maratón lo más recuperado posible. Una semana antes puede hacer tres trotes suaves”, explica. La comida debe ser similar durante los cuatro meses. “Cuatro días antes Carlos debe abusar de los hidratos de carbono, la gasolina que ha de gastar en la carrera”. El día previo de la carrera hay que beber mucha agua. El maratón comienza a las nueve de la mañana. “Lo ideal es levantarse a las seis de la mañana. Carlos tiene que beber un litro de agua con sales minerales y desayunar tostadas con mermelada y café”, dice.

Carlos debe pasar el medio maratón en dos horas si quiere llegar en cuatro. “Es preferible que vaya cómodo las dos primeras horas. Si pasa en 2.05 el medio maratón, será difícil que lo recupere. Es mejor que pase en 1.55”.

El muro es el peligro. “Sucede cuando el fondista se agota muscularmente de dar patadas en el asfalto. Se queda sin energía en las piernas. Para evitarlo hay que beber abundante agua”. También puede sufrir un flato. “Se le infla el estómago al desayunar mal o estar nervioso. Cuando te entra, date por fastidiado”. Para un atleta roto por el esfuerzo, le recomienda que “se pare en el avituallamiento. Que beba agua tranquilo 100 metros andando y vuelva a correr”.

Tras el maratón, Carlos tendrá que beber mucha agua. “El domingo debe descansar. No le aconsejo que se dé un masaje”. La semana posterior el corredor no debe quedarse parado. “Son muy recomendables los trotes de media hora muy suaves”, concluye el soriano.

 

 

Dejar respuesta